Conseguir un visado en EEUU pronto podría depender de lo que escribas en las redes sociales

Facebook, Redes Sociales

En Estados Unidos el mes lo han empezado con otro lamentable atentado que el Daesh no ha tardado en atribuirse. Esto ha llevado, según el Wall Street Journal, a que su Departamento de Seguridad Nacional haya empezado a trabajar en un nuevo plan para para endurecer los requisitos de ciertas personasa la hora de solicitar un visado con el que poder entrar en el país.

Según este medio, lo que se pretende es que a la hora de revisar las solicitudes de visado, las autoridades puedan revisar los perfiles sociales de los solicitantes. De esta manera se quiere poder revisar lo que escriben quienes quieren entrar en el país para evitar darle entrada a quienes se hayan radicalizado o simpaticen con grupos terroristas.

Actualmente sólo se hace este tipo de comprobaciones de manera intermitente como parte de tres programas pilotos iniciados a principios de año. Según los indicios publicados por el WSJ, las autoridades estadounidenses ahora querríanampliar este tipo de revisiones, aunque aun no se saben ni los detalles ni cuándo podría implantarse como norma general.

La gran perjudicada: la privacidad

Al parecer en las investigaciones sobre los atentados de San Bernardino se ha descubierto que uno de los autores le prometido lealtad al líder del Estado Islámico o Daesh utilizando un seudónimo en un grupo de Facebook. Por lo tanto, los oficiales de contraterrorismo quieren evitar que se vuelva a repetir una situación parecida revisando los posts en redes sociales y los historiales de los ordenadores de quienes quieran entrar en su país.

Es evidente que todas las medidas para evitar nuevas masacres son bienvenidas, pero una vez más nos encontramos con que estas atentan directamente contra la privacidad de los individuos. Y es que el debate sobre hasta qué punto hay que libertad en libertades para mejorar la seguridad parece lejos de llegar a su fin.

Sobre el papel parece que la norma estará dirigida sólo a ciertas nacionalidades o a personas que hayan viajado a ciertos países, lo que también puede abrir debates. Pero habría que ver hasta qué punto influirán las bromas y frivolizaciones a la hora de solicitar los visados norteamericanos en el futuro. ¿A vosotros qué os parece la medida, seguridad necesaria o un atentado contra la privacidad?

Vía | Wall Street Journal

Compartir

leave a Reply